"/>
Ir al inicio
Sección En Cuba: mirada crítica a una isla que lucha por su desarrollo y por defender su plena soberanía
English selections
Canal RSS: http://www.bohemia.cubasi.cu/bohemia-rss.xml - Pulse sobre la imagen para conocer más sobre este servicio...

 

TAEKWONDO
Los agradables sueños de siempre

Por: RAFAEL PÉREZ VALDÉS (deportes@bohemia.co.cu)
Fotos: RAFAEL TORRES ESCOBAR (foto@bohemia.co.cu)

(2 de mayo de 2012)

Nidia Muñoz (derecha) en un entrenamiento con Arianna Rivera
Nidia Muñoz (izquierda) en un entrenamiento reciente con
Arianna Rivera. Al fondo la entrenadora Yanelis Labrada.

“Hay que tener la guardia preparada ahí; para si es necesario bloquees”. La frase la dijo Yanelis Labrada, una de las entrenadoras del equipo nacional de taekwondo, antes medallista de plata (división de los 49 kg) en los Juegos Olímpicos de Atenas, Grecia 2004.

Esa valiosa instrucción iba dirigida a Nidia Muñoz (57), una de las dos cubanas con mayores posibilidades en los de Londres 2012, Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte (27 julio-12 agosto), en unión de Glenhis Hernández (más de 67), pendiente de una recuperación de la cual hablaremos un poco más adelante.

-Las cubanas han ganado una medalla en cada uno de los tres Juegos Olímpicos en los que ha estado este deporte: taekwondo. ¿Podrán mantener esa racha?

-Estas dos atletas son muy jóvenes, con mucha calidad y sobreexigencia, la cual le ha permitido a nuestras mujeres obtener resultados. Será muy difícil, pero tienen posibilidades.

Hablando con una campeona

Ramón Arias

Arias 

Llegó un receso, de aproximadamente una hora, y era el momento de buscar un aparte con Nidia Muñoz, una capitalina que ya casi cumplirá 21 años: el 8 de mayo.

“Vivíamos en Aldabó, y mi madre trabajaba muy lejos, en La Habana Vieja. Por eso nos puso a mi hermano y a mí en taekwondo, cuando yo tenía siete años. Ella escogió el deporte. Los entrenadores más cercanos han sido Ariel Estévez, en la base; Alexis Díaz, en la EIDE; Amaranto Delisle, tanto en la EIDE, la ESPA, y el equipo nacional, y Ramón Arias”, recordó.

En los últimos tiempos participó en los Juegos Panamericanos de Guadalajara, México 2011 (perdió en el segundo combate), y fue campeona en el Preolímpico (clasificaban tres) y el Abierto de Holanda, en los que celebró, respectivamente, cuatro y cinco duelos.

“Le tengo un gran significado a esa pelea que perdí en Guadalajara. Me enseñó muchísimo. En el deporte, a veces, se gana más perdiendo. Me ayudó a aprender a controlarme, a tener más decisión, confianza, de que sí podía. A confiar más en mí. La mexicana Irma Contreras, con la que perdí, terminó como campeona”.

-¿Tus puntos fuertes?

-La estatura, 1,76 metros, soy de las más altas en mi división. Me acompaña un poco de explosividad. Y las técnicas que realizo, de las más difíciles, como el giro, que es la que más hago, y el intercambio de pateo.

En la agenda, hasta el momento, solo tiene dos lides: el Campeonato Nacional (Santiago de Cuba-3 al 9 de mayo), y el Campeonato Mundial Universitario (Sudcorea-25 al 30 del mismo mes).

-¿Planes para los Juegos Olímpicos?

-Me los reservo. No me gusta hablar antes de resultados. Claro, quiero ganar una medalla. Es mi primera competencia de ese tipo. Llevo cuatro años en el equipo nacional, es mi primer ciclo. No tengo nada que perder. Lo que debo hacer es entrenar bien fuerte.

Todos de acuerdo

Hoy parece que todos se han puesto de acuerdo para estar en la sala de entrenamiento de las preselecciones nacionales (antes solo para las chicas, ahora también para los varones), ubicada en La Habana del Este, a pocos metros de la Vía Monumental, y de la casa conocida popularmente como de Los Tres Picos.

Carlos Banasco, presidente de la Federación cubana de Taekwondo
Banasco 

Uno de ellos es Carlos Banasco, el presidente de la Federación cubana de este deporte, quien tiene su oficina en el Coliseo. “Estamos muy bien. Venimos trabajando. Nuestro taekwondo se desarrolla en Cuba, a diferencia de otros que necesitan más ir al exterior. En algunos casos casi sin experiencia internacional fuimos campeones por primera vez en unos Juegos Panamericanos, los de Guadalajara, México 2011. A nosotros también nos hace falta el roce internacional, pero eso nos dice que la forma en la que entrenamos nos ha llevado a esos resultados. Los topes que sosteníamos eran mensuales, ahora quincenales, lo cual es bastante violento.

-¿Y posibilidades de una medalla olímpica?

-¡Ninguna! –respondió sin pensarlo, al parecer enigmáticamente.

Luego, también pinchado por otra pregunta, dijo: “Vamos a enfrentar los Juegos Olímpicos. Tenemos un equipo joven. No tenemos un pronóstico. Nuestros atletas se encuentran preparados a nivel mundial. Veamos lo que salga, a defender los colores de la bandera, a pelear”.

Alegrías justificadas

“Quiere venir el equipo olímpico de México”, le voceó Roberto Cárdenas, jefe técnico de la comisión nacional, a Ramón Arias, al frente del colectivo de entrenadores de la preselección nacional.

“Pues que lo hagan. En realidad quieren venir competidores de varios países”, le respondió antes de comenzar sus declaraciones.

“Lo que más feliz me tiene es la capacidad del colectivo de seguir generando figuras. No pudimos contar para Londres, por diversos motivos, con las cuatro principales figuras al inicio del ciclo: Daynellys Montejo, Tahimí Castellanos, Yaimara Rosario y Mirna Echavarría, pero surgieron otras muchachas que lograron la clasificación olímpica, y pueden tener una actuación a igual altura”, acotó.

Se impone también recordar algunos desempeños recientes. En los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011, Glenhis Hernández ganó oro, y Castellanos bronce. En el Preolímpico el oro correspondió a Muñoz, y el bronce a la propia Hernández (estuvo enferma). El Abierto de Holanda permitió otras actuaciones destacadas: la corona para Muñoz, el bronce para Hernández (lesionada).

No esquivó hablar de las posibilidades en Londres 2012:

“Trabajamos en el Alto Rendimiento. Aquí nadie entrena para perder. Si no creyera que hay una mínima posibilidad no estaría trabajando. Eso sin entrar a analizar el número de combates efectuados por las contrarias, unos cien, o las condiciones de entrenamiento. Nuestros resultados se han logrado así”, comentó.

Andrea St. Bernard

St.Bernard

  Allí estaba también Andrea St. Bernard (vive en Canadá y compite por Granada), bronce en el Preolímpico de Querétaro, México.

“He venido porque Cuba tiene uno de los mejores programas de entrenamiento del mundo, y siempre he tenido una buena relación de años con el taekwondo de aquí. Estaré desde ahora hasta los Juegos Olímpicos. El objetivo allí será el mismo de todos: el oro”.

 

Hablando de la lesionada

Wenceslao Labañino

Labañino

Wenceslao Labañino, médico desde hace tres años y medio del equipo, ilustró a los lectores de BOHEMIA sobre la importante situación de Glenhis Hernández.:“Tuvo una lesión en el menisco externo de la rodilla derecha, por una torción, hace pocas semanas, durante el Abierto de Holanda. Se le hizo una artroscopia, en el hospital Frank País. La evolución es satisfactoria. Se encuentra en la fase uno de la recuperación. Dentro de cuatro o cinco semanas, si continúa así, debe estar entrenando”.

Pedro Carballo, entrenador, también opinó sobre ella: “Es una de las cubanas de mayor potencialidad para ganar una medalla en los Juegos Olímpicos. Ha estado bien en enfrentamientos ante algunas de las rivales de mejores resultados. Hay que ver cómo se recupera”.

El taekwondo femenino cubano ha pasado por notables dificultades a lo largo del ciclo. Si no logra una medalla en Londres 2012 sería comprensible. Y si la conquista sería, una vez más, además de mantener una admirable racha, el premio al esfuerzo y la constancia.